¿Cocinar con papel aluminio cambia el color de los alimentos?

¿Es malo usar aluminio para envolver los alimentos? y ¿cocinar o no con papel aluminio?, son dos preguntas frecuentes pues el papel aluminio es uno de los productos más utilizados en la cocina y que está rodeado de mitos y creencias, entre ellos, las creencia más popular es que solamente puede utilizarse por la cara más brillante para envolver los alimentos pues la otra sería tóxica. Aquí te contamos los detalles de cocinar con papel aluminio.

¿Por qué se usa papel aluminio para cocinar? Según información publicada en Cocina Segura, la capacidad del aluminio para aislar la luz, los gases y la humedad es la razón por la cual es uno de los favoritos para preservar aromar, mantener temperatura y retrasar el deterioro de los alimentos.

Muchos de los utensilios de cocina están elaborados con aluminio y se exponen a altas temperaturas para preparar distintos platillos. En ese sentido, una publicación de la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) refiere que el papel de aluminio o papel aluminio no es tóxico a no ser que se ingiera:

“Podemos asegurar que es rotundamente falso afirmar que una cara del papel y otra son distintas y tienen propiedades distintas. Son exactamente iguales salvo en el color, y el papel de aluminio es igual de eficaz por ambas caras”.

Así, otro de los mitos populares refiere que es peligroso utilizar el papel aluminio para preparar distintas recetas en el horno ya que podría contaminar los alimentos y afectar la salud, sin embargo, los especialistas nuevamente aclaran que nadie se muere después de comerse un alimento al horno envuelto en papel aluminio y tampoco ocurre si se utiliza como protector para calentar algún alimento.

Al respecto, la Autoridad Europea la Agencia Española de Seguridad Alimentaria (Aesan) han evaluado y reevaluado en distintas ocasiones el riesgo que supone la exposición a este material para nuestro organismo y han establecido umbrales de seguridad:

“El Comité Científico de la Aesan considera adecuado el nuevo umbral de seguridad establecido por la EFSA de ingesta de 1 mg Al/kg”.

De la cifra anterior, los especialistas también aclaran que es un límite que está muy lejano de alcanzarse al cocinar con papel aluminio, por lo cual, utilizarlo es una práctica segura.

¿Causa cáncer?

Los datos de la EFSA y la Organización Mundial de la Salud (OMS) refieren que es poco probable que el aluminio sea carcinogénico y genotóxico para los seres humanos:
“El organismo humano absorbe menos del 1% del aluminio ingerido, excretándose en su gran parte por vía urinaria. Aunque, es bioacumulable, lo cual quiere decir que la exposición prolongada puede causar acumulación especialmente en cerebro, huesos, hígado y riñones”.

¿Es peligroso usar aluminio para envolver la comida?

Una de las teorías que se ha estudiado al respecto tiene que ver con la asociación entre las propiedades neurotóxicas del aluminio y las probabilidades de que afecte la salud cerebral. Pero, de acuerdo con el toxicólogo Jean Harry, del Instituto Nacional de Ciencias Medioambientales y la Salud en Estados Unidos, respecto a la cantidad del metal presente en los utensilios de cocina, el papel y las ollas constituyen una pequeña fracción de lo considerado aceptable. Esto quiere decir que la manipulación de diferentes utensilios de cocina, alimentos, agua y algunos fármacos que lo contienen (antiácidos y aspirinas, por ejemplo) no implica un riesgo para la salud.

¿Diferente color?

Es falso que una cara del papel aluminio y la otra sean diferentes o que tienen propiedades distintas ya que son exactamente iguales y eficaces como detalla OCU:

“La diferencia de color se debe únicamente a que, al fabricarlo, el papel pasa por dos rodillos, uno de acero pulido y otro de presión, que vuelve más mate el papel”.

Con información de: EL ESPAÑOL, Cocina Segura, Seguridad Alimentaria Elika y OMS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.